info@OxfamIntermon.org | 902 330 331 | 933 780 165

FAQS

Cabecera Avanzadoras. Avanza con ellas. Transforma el mundo.

Alejandra Miller: “Las mujeres avanzamos de manera muy potente hacia la construcción de la paz"

Alejandra Miller participa activamente en la construcción de la Paz en Colombia (c) Daniel Larena

Alejandra Miller se distingue por su compromiso por los derechos de las mujeres y por su participación activa en la construcción de la paz en Colombia.  Es un claro ejemplo de mujer que avanza hacia la creación de un acuerdo de Paz que incluye el papel de las mujeres como eje fundamental para garantizar el fin del conflicto armado interno. Actualmente lidera la Ruta Pacífica de las Mujeres y es impulsora del reconocimiento de una memoria histórica con gafas feministas, una mirada que se aleja de la victimización de las mujeres para demostrar su fortaleza. Además, con motivo del acto organizado por la Asociación Mujeres Avenir en el Día Internacional de la Mujer, Alejandra Miller recibió el premio Mujeres Avenir 2017 por el reconocimiento de todos esos años de dedicación en el Movimiento Social de Mujeres.

El trabajo de Alejandra surge a raíz de las complicadas vivencias que muchas mujeres experimentaron durante el conflicto armado colombiana: muchas de ellas fueron secuestradas, esclavizadas sexualmente y domésticamente, violadas y maltratadas. Además, esta situación fue silenciada por parte del Estado y de los medios de comunicación. Por consiguiente, las mujeres decidieron movilizarse y levantar su voz. 

A modo de respuesta, la primera movilización destacable surge al 1996 con la Ruta Pacifica de las Mujeres. Alejandra cuenta lo importante que era reconocer la situación de las mujeres en el marco de la guerra: “Cada año la ruta decidió seguir haciéndolo en los lugares más recónditos del país donde nadie llegaba y la guerra afectaba mucho sin que nadie lo conociese”. 

Las mujeres alcanzaron un nivel de organización que,  durante la elaboración del informe de la Comisión de la Verdad en el año 2011, reivindicaron la visibilidad de sus historias. Según Alejandra Miller “unas mujeres se pararon diciendo que es hora de que se escuche lo que las mujeres también pasaron y vivieron, porque solamente se escucha la verdad de los perpetuadores. Es hora de escuchar la verdad de las mujeres”. Precisamente, Alejandra y el resto de mujeres organizadas buscaban la creación de una comisión de la verdad de carácter feminista: trabajada desde la base social, cercana a las mujeres y creando espacios de confianza para poder profundizar en esas miles de historias silenciadas. 

"Es hora de que se escuche lo que las mujeres también pasaron y vivieron, porque solamente se escucha la verdad de los perpetuadores"
"El objetivo más importante es transmitir la capacidad que tienen las mujeres para levantarse, sobrevivir a las nefastas condiciones del país en guerra, recuperar su tejido social y sus familias."
LAS CIFRAS

En el contexto del conflicto armado, se estimó en 2009 que 489.687 mujeres fueron victimas directas de violencia sexual durante los 9 años anteriores.

Actualmente, con la ayuda de esta comisión, Alejandra rechaza la costumbre existente de victimizar a  la mujer. A pesar de que se vivieron circunstancias insoportables, el objetivo más importante es transmitir la capacidad que tienen las mujeres para levantarse, sobrevivir a las nefastas condiciones del país en guerra, recuperar su tejido social y sus familias. La memoria histórica colecciona de miles de testimonios que demuestran la valentía y la fuerza de las mujeres para proteger a sus familias, la capacidad para organizarse y para solidarizarse con otras mujeres e incluso la recuperación de sus vidas después de experimentar vivencias terribles. 

El reto más importante en el escenario actual de Colombia es garantizar los acuerdos y la participación de las mujeres durante la aplicación de estos. Es primordial que dichos acuerdos no abandonen el enfoque de género y que sean capaces de contagiarse hasta los territorios más lejanos de Colombia. En ese sentido, el proceso tiene que facilitar la participación de todas las personas del país, prestando especial atención a las que han sido más invisibilizadas, a las que viven en territorios rurales, a las campesinas y a las indígenas.

En el marco del conflicto armado, Alejandra tiene muy claro que las mujeres son el aporte fundamental para la creación de una paz sostenible, para formar parte de la memoria, para dirigir el país y superar las violencias que han contaminado el territorio durante tantos años. Según las palabras de Alejandra Miller  “no nos quedamos solo en la victimización sino que las mujeres avanzamos de manera muy potente hacia la construcción de la paz” 

 

Para saber más

La Ruta Pacífica de las Mujeres es un movimiento feminista, pacifista y antimilitarista que surge en Colombia en el año 1996 para oponerse a la guerra y visibilizar a las mujeres en el marco del conflicto armado.  Des de entonces, se celebra cada año y actualmente es un símbolo esencial para las mujeres que favorece su visibilización y solidaridad.  Cabe señalar que el uso de acciones no-violentas de este movimiento ha sido capaz de cuestionar las reglas impuestas por los guerreros en un escenario de guerra donde nada era debatido. Este hecho representa la valentía y la fuerza de las mujeres capaces de descolocar la lógica de los guerreros a través de la desobediencia pacifica.  

 

 

 

 

Necesitamos tu compromiso. Súmate a Avanzadoras