info@OxfamIntermon.org | 902 330 331 | 933 780 165

FAQS

23/08/2017

Oxfam Intermón advierte de la situación crítica de los civiles que huyen de Tal Afar

El ejército iraquí lanzó una ofensiva para recuperar el control de la ciudad, uno de los últimos bastiones urbanos de ISIS

(c) Tommy Trenchard/Oxfam

Vista del campo de Hamam Alil donde han llegado personas huyendo de Mosul, en Irak.

(c) Tommy Trenchard/Oxfam
Mujeres y niños traumatizados tras huir de Tal Afar relatan que han visto a la gente morir en en el camino a a 50ºC

Mujeres y niños traumatizados tras huir de Tal Afar, en Irak, han relatado a Oxfam (Oxfam Intermón en España) cómo las personas morían tras días caminando a través del desierto a más de 50°C en busca de un lugar seguro.

Una madre ha contado cómo el camino por el que escapaban olía a los cuerpos de las personas muertas, mientras otra ha afirmado que teme que su marido capturado por Estado Islámico mientras trataban de huir esté muerto.

El domingo el ejército iraquí lanzó una gran ofensiva para recuperar el control de Tal Afar, uno de los últimos bastiones urbanos de ISIS.

De acuerdo con las Naciones Unidas, más de 30.000 personas han huido de la ciudad y 40.000 siguen dentro o en los alrededores.

Amy Christian, portavoz de Oxfam, conoció el lunes a algunas personas desplazadas en un centro de control en Badush, a unos 60 km al este de la ciudad y donde la organización está proporcionando apoyo.

Christian ha señalado: "Los llantos de los niños y niñas eran ensordecedores. Cubiertos de suciedad e increíblemente delgados, han pasado por un infierno para llegar allí".

"Las familias permanecen muy juntas y las mujeres sujetan fuerte a sus hijos más pequeños. Todo el mundo parecía extremadamente cansado y traumatizado".

"Tras días caminando en un calor abrasador, necesitaban urgentemente agua, alimentos y refugio".

Las personas también han contado cómo se quedaron sin comida en Tal Afar y tuvieron que huir durante la noche porque el ISIS trataba de impedir que abandonaran la ciudad.

Ahlam Ibrahim, que escapó de Mzra’a (cerca de Tal Afar) cuando comenzaron los bombardeos, ha contado:

"Huimos porque teníamos miedo de los ataques aéreos. Veíamos como las personas morían delante de nuestros ojos. Teníamos mucho miedo por los niños. El camino era escarpado y rocoso, y algunas personas ancianas murieron".

"Caminar resultaba muy difícil y olía a cuerpos en descomposición. Perdí la voz de tanto gritar a mis hijos que permanecieran a mi lado. Estaban muy asustados".

Nahida Ali*, también de Mzra’a, nos cuenta cómo caminó durante dos días bajo el sol abrasador y sin agua.

Nos ha relatado: "El ISIS se llevó a mi marido hace dos días, cuando tratábamos de escapar. Quisimos marcharnos hace un mes, pero el ISIS no nos dejó. Si veían a una familia marcharse, se llevaban al marido. Vimos cómo mataron a muchas personas, por eso teníamos tanto miedo".

"Temíamos que mataran a mi marido. Ahora mi hijo no para de llorar porque el ISIS se llevó a su padre y no sabemos dónde está".

Oxfam hace un llamamiento al Gobierno de Irak para que garantice la protección de la población civil  y que puedan recibir la ayuda que necesitan. También insta a todas las partes del conflicto a evitar a la población civil que permanece en la ciudad y a proteger las áreas e infraestructuras civiles, incluyendo evitar el uso de explosivos de largo alcance.

Notas para los editores

  • Oxfam proporciona apoyo a las personas que huyen en Irak, suministrándoles agua y alimentos tanto en los campos como en las comunidades cuyo control se ha recuperado recientemente y donde las familias se están refugiando.
  • También trabajamos en el centro de control de Badush distribuyendo kits con productos básicos a las personas que llegan como jabón, pañales, compresas y ropa interior. La organización internacional también está evaluando si se están abordando las necesidades de los que huyen del conflicto.
  • Portavoces disponibles en inglés desde Irak

*Nombre cambiado