info@OxfamIntermon.org | 902 330 331 | 933 780 165

FAQS

Burkina Faso

Mapa 

Habitantes 
16.967.800
Esperanza de vida 
55,4
PIB 
1.141 $
Analfabetismo Hombres 
70,60%
Analfabetismo Mujeres 
84,80%
Mortalidad infantil 
166‰
IDH 
181
Pobreza 
46,40%
Fuente 
Informe sobre Desarrollo Humano del PNUD 2011

Burkina Faso, con una población de casi 17 millones de personas, es un país muy dependiente de la agricultura. Las explotaciones familiares, que emplean a la mayoría de la población activa, no pueden garantizar la seguridad alimentaria ni unos ingresos sustanciales. El país es rico en minerales y recientemente ha comenzado a explotarlos, con la promesa de transparencia y de garantías que van a contribuir al desarrollo de la comunidad.

Es un país donde el acceso a la educación, al agua potable y al saneamiento no promueve la igualdad de oportunidades, manteniendo así a la mayoría de la población en el ciclo de la pobreza. La gobernabilidad debería mejorar el sistema de control de la corrupción y la distribución equitativa de la riqueza.

Oxfam en Burkina Faso

En Burkina Faso, dónde Oxfam Intermón está presente desde 1990, trabajamos con la sociedad civil para lograr los siguientes objetivos:

  • la construcción de una sociedad civil fuerte y unificada, que influya positivamente en la formulación de políticas para los más pobres;
  • la gestión transparente de los ingresos de la minería que garantice una redistribución de los mismos;
  • el aumento de forma significativa de los ingresos de la población rural gracias a la agricultura, para ayudar a lograr la seguridad alimentaria y a reducir la precaria situación de las zonas más vulnerables;
  • la contribución a una sociedad libre de injusticias, en la que la ciudadanía tenga acceso sostenible y sin discriminación a educación de calidad, agua potable en cantidad suficiente y una buena calidad de vida;
  • la promoción de un movimiento de masas que favorezca que las mujeres y la juventud sean tratados como iguales y tengan acceso a la igualdad de oportunidades; y
  • la respuesta a las crisis humanitarias en el contexto de la ley y la equidad de género.

Así, las intervenciones de Oxfam en Burkina Faso se concentran en los siguientes programas:

  • Medios de vida sostenibles: apoyamos a las organizaciones de producción y transformación de productos agrícolas, y trabajamos para promover y proteger las explotaciones agrícolas familiares. También trabajamos para que haya cambios en las políticas agrícolas nacionales y alentamos la participación de las mujeres productoras y la juventud.
  • Medios de vida vulnerables y respuesta humanitaria: mejoramos la capacidad de los hogares vulnerables sujetos a las recurrentes crisis climáticas, incrementando el rendimiento de los cultivos y la diversificación de las fuentes de ingresos para prevenir y reducir la desnutrición. Junto con los socios locales ponemos en práctica un sistema de prevención y gestión de desastres a nivel comunitario y regional, y nos preparamos para responder en caso de catástrofes humanitarias. En la actual crisis alimentaria del Sahel hemos empezado programas de “trabajo por dinero”, que involucran a las comunidades en actividades preventivas relacionadas con el medio ambiente. Por otra parte estamos ultimando los preparativos para dar asistencia a 19.000 personas que han huido del conflicto en el vecino Mali.
  • Servicios sociales básicos: promovemos el acceso sostenible y sin discriminación a los servicios sociales básicos de calidad, centrando nuestros esfuerzos en educación, formación profesional, suministro de agua y saneamiento.
  • Derechos de las mujeres y la juventud: ayudamos a mejorar las condiciones de vida y el estatus de las mujeres y los jóvenes. Lo hacemos ofreciéndoles un mejor conocimiento de las medidas legislativas e institucionales en la lucha contra la discriminación y la violencia de género, y el aumento de su poder económico y de toma de decisiones.
  • Buen gobierno económico: trabajamos con las comunidades, la sociedad civil, el Gobierno y las empresas extractivas con el fin de mejorar la lucha contra la pobreza y para asegurar que los ingresos de las actividades de extracción se utilicen para satisfacer las necesidades de la población.

También impulsamos la campaña internacional CRECE con la que queremos conseguir justicia alimentaria.