EMERGENCIA EN INDIA. DONA AHORA
02/06/2021

Reacción de Oxfam Intermón ante el acuerdo de la ue para la presentación de informes empresariales país por país

  • Oxfam Intermón lamenta que el acuerdo de la UE sobre la presentación de informes públicos país por país no cumpla las expectativas
  • El acuerdo no obliga a las empresas a proporcionar informes reales país por país, ya que deja fuera de la lista a más de las tres cuartas partes de los países del mundo.
  • Según datos de la Agencia Tributaria, un tercio de las grandes empresas que operan en España paga menos de un 10% de sus beneficios en Impuesto de Sociedades
OES_5561__es_Color_en_Colour-scr

Foto: Pablo Tosco / Oxfam Intermón

Las negociaciones de la Unión Europea han llegado a un acuerdo sobre la propuesta de presentación de informes públicos país por país (o CBCR por sus siglas en inglés). El acuerdo significa que las empresas con operaciones en la UE deberán publicar información sobre el importe que pagan en impuestos en los países de la UE y los países no pertenecientes a la UE que están en la lista negra o gris de la UE. La información sobre otros países no pertenecientes a la UE solo estará disponible de forma agregada.

 

Según Miguel Alba, responsable de sector privado y fiscalidad de Oxfam Intermón:

 

“Este acuerdo no está a la altura de las expectativas tras el gran avance experimentado a principios de este año cuando los gobiernos de la UE dieron un primer paso hacia la transparencia fiscal. El acuerdo no obliga a las empresas a proporcionar informes reales país por país, ya que deja fuera de la lista a más de las tres cuartas partes de los países del mundo. En cambio, los legisladores de la UE han brindado a las corporaciones multinacionales muchas oportunidades para continuar eludiendo impuestos en secreto, mediante el traslado de sus beneficios hacia paraísos fiscales fuera de la UE, como Bermudas, las Islas Caimán y Suiza. El acuerdo también deja a los países más pobres en la oscuridad, al no arrojar luz sobre las actividades de las multinacionales en sus países.”

 

“Con este acuerdo, la UE da vía libre a los paraísos fiscales y a las empresas que eluden impuestos, en un momento en que los ingresos fiscales son de vital importancia para impulsar la economía. La mayoría de los paraísos fiscales reales del mundo no están en la lista negra de la UE y con este acuerdo, no se informará de la actividad que empresas europeas juegan ahí. Necesitamos que todos paguen impuestos de manera justa en particular las empresas multinacionales, algunas de las cuales registraron enormes ganancias durante la pandemia.”

 

“Desde Oxfam Intermón lamentamos la falta de ambición y liderazgo del Gobierno español en estas negociaciones, facilitando un acuerdo a todas luces insuficiente dado el impacto económico y social que la COVID19 ha tenido en nuestro país”.

 

“Según datos de la Agencia Tributaria, un tercio de las grandes empresas que operan en España paga menos de un 10% de sus beneficios en Impuesto de Sociedades y hay 22 grupos empresariales que apenas pagan un 1,2% de tipo efectivo sobre sus beneficios. Sin la información completa del CBCR, no se va a poder conocer quiénes son estas corporaciones ni dónde se localizan los beneficios ni qué se paga efectivamente por ellos. “En un momento en que el sector público ha salido al rescate de muchas grandes empresas y cuando se van a empezar a repartir los fondos europeos para la recuperación, resulta más urgente que nunca comprobar si las empresas tienen comportamientos fiscales responsables”.

 

Algunas grandes empresas internacionales y también españolas ya están aportando información completa sobre sus prácticas fiscales. En el último año, empresas como Iberdrola y Repsol han empezado a publicar un CBCR completo y totalmente desagregado, como modelo de informe esencial sobre sus prácticas fiscales.

 

“La UE no ha atendido las demandas de la ciudadanía, inversores, sindicatos y sociedad civil de exigir una transparencia real en el impuesto de sociedades. Muchas grandes empresas ya publican el CBCR y Estados Unidos lo va a exigir en breve. Con esta decisión, la UE muestra que se está quedando atrás respecto a las tendencias mundiales actuales".

 

Notas para la edición: 

 

  • Hoy, en la tercera reunión del diálogo a tres bandas, los representantes del Parlamento Europeo y del Consejo alcanzaron un acuerdo sobre la Directiva relativa a la “divulgación de información sobre el impuesto sobre la renta por parte de determinadas empresas y sucursales”. El texto debe pasar ahora por una aprobación formal por adopción en las Comisiones del Parlamento Europeo (JURI y ECON), el Pleno del Parlamento Europeo y en el Consejo. La mayoría de los acuerdos alcanzados en las reuniones de diálogo a tres bandas se adoptan posteriormente sin modificaciones sustanciales. En 2016, la Comisión Europea envió un borrador de texto al Parlamento Europeo y al Consejo a raíz del escándalo de Luxleaks. El Parlamento Europeo pasó el expediente al Consejo en julio de 2017 y el Consejo acordó un primer texto transaccional en febrero de 2021. Solo la propuesta del Parlamento Europeo incluía datos desglosados a nivel mundial. Según Oxfam, el compromiso tiene las siguientes graves debilidades:

    -Una obligación para las empresas de informar públicamente sobre una base de país por país solo para sus operaciones en los estados miembros de la UE y los países incluidos en la lista negra o lista gris (durante 3 años consecutivos) de la lista de la UE de jurisdicciones no cooperadoras;

    -Una “cláusula de salida corporativa” que permite una exención de presentación de informes para “información comercialmente sensible” durante 5 años; y

    -Un requisito de información que se aplica únicamente a las empresas con un volumen de negocios anual consolidado superior a 750 millones de euros. Esto excluirá entre el 85 y el 90 % de las multinacionales.
  • La transparencia solo para los 27 estados miembros de la UE y las 21 jurisdicciones actualmente incluidas en listas negras o grises significa mantener el secreto empresarial en más de 3 de cada 4 de los casi 200 países del mundo.
  • En abril, 80 organizaciones de la sociedad civil, sindicatos y redes de toda Europa, en mayo, 63 organizaciones de la sociedad civil y sindicatos y 133.000 personas hasta ahora han pedido un informe público real país por país. Esto incluye la obligación de que las empresas informen sobre las ganancias y los impuestos pagados en todos los países en los que operan, no solo en los países de la UE y los paraísos fiscales listados por la UE.
  • Oxfam ha destacado las debilidades de la lista negra y gris de la UE y cómo no logra capturar los paraísos fiscales reales. Ninguno de los 15 peores paraísos fiscales del mundo figura en la lista de la UE.
  • Con el compromiso actual, las personas de los países de bajos ingresos no tendrían acceso a información sobre las ganancias obtenidas por las empresas multinacionales o los impuestos pagados en sus países. Además, según el sistema de la OCDE, la mayoría de las autoridades fiscales de los países de bajos ingresos, a diferencia de los países de la UE, no tienen acceso a los informes confidenciales país por país.
  • El Congreso de los EE. UU. introdujo recientemente una legislación que requeriría informes completos, públicos y globales país por país. Pasó el comité correspondiente en la Cámara hace dos semanas.
  • La UE ya exige informes públicos país por país que cubran todos los países dentro y fuera de la UE para las empresas de los sectores financiero y extractivo. Desde enero de 2021, algunas empresas multinacionales han adoptado voluntariamente este informe a través del estándar fiscal GRI. Oxfam, Transparencia Internacional, investigadores y otros han utilizado esta información para documentar y analizar los asuntos fiscales de empresas multinacionales.

JESSICA ROMERO

Periodista - Departamento de Comunicación