info@OxfamIntermon.org | 902 330 331 | 933 780 165

FAQS

Emergencias. Salva vidas. Cada segundo cuenta

Emergencia en Sudán del Sur

En julio de 2011 Sudán del Sur se convirtió formalmente en un Estado independiente. Hubo grandes expectativas de crecimiento y muchas personas confiaron en no volver a tener que presenciar un conflicto en el país.

Pero a mediados de diciembre de 2013 se desencadenó crisis política, étnica y nacional. Desde entonces, cerca de 1,5 millones de personas se han visto obligadas a desplazarse y alrededor de 500.000 han huido a Etiopía, Kenia, Sudán y Uganda.

La crisis ha dificultado la plantación de cosechas, dejando a 4,6 millones de personas sin suficiente comida. También ha afectado a los medios de vida y los mercados y ha obligado a las comunidades desplazadas en sitios de acogida a compartir lo poco que poseen.

Salva vidas. Cada segundo cuenta

Haz un donativo ahora Llama al 902 330 331 Llama al 902 330 331
(c) Pablo Tosco / Oxfam Intermón

El campo de desplazados de Mingkaman, en Awerial. Las personas que llegan necesitan agua, comida y un techo dónde refugiarse.

(c) Pablo Tosco / Oxfam Intermón
Situación actual

La gente se ha visto obligada a huir de la violencia, con más de dos millones de personas obligadas a abandonar sus hogares.

Muchas personas no pueden comer todos los días y se están viendo obligadas a vender lo poco que tienen para conseguir alimentos. La población debe enfrentarse a unos precios de los alimentos extremadamente altos ya un constante aumento del coste de la vida. La única manera de abordar esta crisis económica es detener la guerra, asegurar una paz duradera y empezar a reconstruir la economía.

Es crucial que todas las partes en conflicto respeten el acuerdo, dejen de luchar inmediatamente y permitan que la ayuda humanitaria llegue a quienes la necesitan.

Los líderes de Sudán del Sur deben apoyar la reconciliación de las comunidades, forjar un camino para la paz que aborde las causas profundas del conflicto y redoblen los esfuerzos para reconstruir la economía del país, profundamente debilitada.

La ayuda humanitaria es clave


Otras formas de hacer un donativo

La respuesta de Oxfam

Oxfam lleva trabajando en Sudán del Sur más de 30 años. Durante el pasado año (2015), consolidamos nuestros esfuerzos para cubrir las necesidades de los más vulnerables, ofreciendo asistencia vital y proyectos de desarrollo a 1,2 millones de personas.

Distribuimos comida en Sudán del Sur Distribuimos comida (junto con el Programa Mundial de Alimentos de la ONU) y ayudamos a las familias más vulnerables para que consigan carbón para cocinar.
Garantizamos agua potable limpia y segura en Sudán del Sur Garantizamos agua potable limpia y segura para beber, cocinar y lavarse.
Construimos letrinas y cabinas de baño en Sudán del Sur Construimos letrinas y cabinas de baño para garantizar la higiene y evitar que se propaguen enfermedades.
Organizamos actividades de promoción de higiene en Sudán del Sur Organizamos actividades de promoción de higiene para prevenir enfermedades y ayudamos a las personas a mantener las instalaciones limpias.

 Entra aquí para conocer el trabajo de Oxfam Intermón en Sudán del Sur.

Galería de imágenes

En Sudán del Sur, la guerra ha provocado que más de un millón de personas haya abandonado sus casas. Se han destruido mercados y no se ha podido sembrar. Necesitan ayuda.

(c) Pablo Tosco / Oxfam Intermón
Nyan Hian Gatluak huyó de la violencia en Jonglei y se refugió en el recinto de la ONU en Juba, capital de Sudán del Sur.
(c) Pablo Tosco / Oxfam Intermón
(c) Petterik Wiggers / Panos Pictures
El recinto de la ONU en Juba acoge a cientos de personas que llegan buscando protección. Oxfam y otras ONG trabajamos para garantizar alimentos, agua potable y sistemas de saneamiento.
(c) Petterik Wiggers / Panos Pictures
(c) Petterik Wiggers / Panos Pictures
El recinto de la ONU en Juba se fue adaptando para cubrir las necesidades de la población desplazada. Con la llegada de las lluvias, se han habilitado los almacenes para dar cobijo a la gente.
(c) Petterik Wiggers / Panos Pictures
(C) Anita Kattakuzhy/Oxfam
Oxfam ha estado respondiendo a la crisis humantiaria desde el 2 de enero. Proporcionamos agua y saneamiento, así como instalaciones limpias y letrinas a la población.
(C) Anita Kattakuzhy/Oxfam
(c) Petterik Wiggers / Hollandse Hoogtey
Oxfam trabaja día a día para que la población refugiada en el recinto de la ONU en Juba tenga agua potable y sistemas de saneamiento que eviten la propagación de enfermedades.
(c) Petterik Wiggers / Hollandse Hoogtey
(c) Petterik Wiggers/Panos Pictures
Mary y su hermana Martha preparan la comida en el recinto de la ONU en Juba con el agua que distribuye Oxfam.
(c) Petterik Wiggers/Panos Pictures
(c) Mackenzie Knowles-Coursin / Oxfam
El sol se pone sobre un asentamiento en Awerial, donde miles de personas se han instalado huyendo de la violencia en Bor. Dejaron sus hogares solo con lo que podían cargar, a menudo algo de ropa y mantas.
(c) Mackenzie Knowles-Coursin / Oxfam
(C) Geoff Pugh
En Awerial estamos desde enero distribuyendo alimentos y asegurando agua potable para la población recién llegada. En total ya hemos atendido a 76.000 personas.
(C) Geoff Pugh
(c) Mackenzie Knowles-Coursin / Oxfam
Cada día llegan nuevas personas a Awerial (Estado de Lakes), huyendo de la inseguridad en Bor (Estado de Jonglei). Tienen que cruzar el río con unas barcazas, cuyo pasaje resulta muy caro para la inmensa mayoría.
(c) Mackenzie Knowles-Coursin / Oxfam
(c) Mackenzie Knowles-Coursin / Oxfam
En Awerial, Oxfam está repartiendo comida a la población desplazada que no tiene forma de alimentarse. Han dejado atrás sus medios de vida.
(c) Mackenzie Knowles-Coursin / Oxfam

Video