info@OxfamIntermon.org | 900.22.33.00

FAQS

Emergencias. Salva vidas. Cada segundo cuenta

Yemen: frenar el cólera

Yemen: frenar el cólera

Yemen vive una de las crisis humanitarias más graves del mundo.

Desde que empezó el conflicto en 2015, hemos proporcionado ayuda humanitaria a 2,8 millones de personas en 6 de las 22 provincias del país, y uno de los sitios es el campo de desplazados internos de Abs, donde vive Zara'a. Nuestro trabajo se centra en la provisión de agua potable, servicios de saneamiento, transferencias de dinero en efectivo y distribución de cupones de alimentos a las personas más vulnerables.

Zara'a

Zara'a Ali Jaber, de 55 años de edad y madre de ocho hijos vive desplazada en el campo de Al-Manjoura en Abs, en la provincia de Hajjah. Antes del inicio del conflicto ella y su marido cultivaban café y trigo, pero con la guerra llegó la destrucción de su pueblo y tuvieron que huir. Zara'a, que está infectada de cólera y ha tenido que pedir prestado dinero para poder costearse el tratamiento y las medicinas, perdió a su marido en el campamento y se encarga de su familia sola y enferma.

"Las nuevas letrinas para mujeres que Oxfam ha construido en este campo de desplazados nos han cambiado la vida. También nos han proporcionado agua potable y material de higiene, pero necesitamos más apoyo, ya que sólo podemos ir a buscar agua dos veces por semana", explica Zara'a.

 

La epidemia de cólera se ha cobrado miles de vidas y la guerra ha destruido la mayoría de infraestructuras: en muchos sitios no hay acceso a agua potable y las condiciones higiénicas y sanitarias son paupérrimas.

Ahmed y Qassem

Qassem tiene 5 años que vive desplazado con su familia en la aldea Al-Aksh, en la gobernación de Hajjah. Su padre, Ahmed Ali, le llevó a él y a otros 17 miembros de su familia al centro de salud de Abs en un mismo día porque se habían infectado de cólera a la vez.

“Mi hijo Qassem nació completamente sano, pero a los nueve meses perdió la habilidad de hablar y oír. Más tarde, empezó a sufrir de malnutrición y a tener ataques epilépticos. Ahora, está también enfermo de cólera”, explica Ahmed.

Todos los habitantes de la aldea beben agua de pozos abiertos que saben que están contaminados. Tratan de purificar el agua filtrándola a través de una tela antes de beberla.

Ahmed tuvo que hacer tres viajes en coche de hora y media de trayecto hasta encontrar un centro donde ofreciera tratamiento para el cólera. El transporte le costó 36.000 riyales (144 dólares).

“No pude hacer nada para evitar que mi familia enfermara de cólera. Los bombardeos destruyeron casi todas las carreteras utilizaban los camiones cisterna. Somos muy pobres y si no tenemos acceso gratuito a agua potable, la enfermedad seguirá propagándose. Solo espero que la guerra se termine y dejemos de vivir estos días tan oscuros". explica Ahmed.

 

Se calcula que 16 millones de personas, de una población de 29,3 necesitan agua potable.

Proveemos de agua potable y saneamiento a 2,8 millones de personas, incluso en áreas difíciles del país, proporcionando agua a través de camiones cisterna, reparando sistemas de agua, entregando filtros y bidones, construyendo letrinas y organizando campañas de limpieza.

Yemen: frenar el cólera

En el distrito de Abbs, proporcionamos una unidad de tratamiento del cólera con 8.000 litros de agua cada día. También hemos proporcionado agua a más de 126.000 personas dentro de la ciudad de Taiz y apoyamos a más de 118.000 personas con servicios de agua y saneamiento.

Atendemos a más de 430.000 personas en respuesta al brote de cólera. Esto incluye el subministro de agua, tratamiento y desinfección de pozos de agua, kits de higiene y promoción de salud pública.

Apoya nuestro trabajo y ayúdanos a frenar la propagación del cólera.

Hazte socio/a