info@OxfamIntermon.org | 900.22.33.00

FAQS

Comercio justo

Vitoon Panyakul: “Con la agricultura ecológica luchamos contra el cambio climático”

Green Net es una cooperativa pionera en el cultivo de arroz ecológico y de comercio justo en Tailandia que cuenta con más de mil trabajadores. Fundada en 1993 en Bangkok, fue la primera organización tailandesa en obtener certificación ecológica para su arroz. 

Vitoon Panyakul es el director ejecutivo de Green Net, la primera organización tailandesa en obtener certificación ecológica para su arroz.

El impulsor y director ejecutivo de Green Net es el tailandés Vitoon Panyakul que, tras estudiar horticultura en Bangkok y ampliar sus conocimientos sobre desarrollo económico en Australia, regresó a su país y empezó a trabajar en una ONG para ayudar a los pequeños agricultores a iniciarse en agricultura sostenible. Pero pronto se dio cuenta de que ayudarles con conocimientos técnicos sobre la agricultura no era suficiente. Deberíamos trabajar también en proporcionarles una manera de acceder al mercado. Así que dejé la ONG e inicié Green Net hace 25 años”, explica Panyakul.

Pero sus actividades no se limitaron al mercado local, ya que centrándose solo en éste perdían dinero, y dirigieron también sus esfuerzos a la exportación. Posteriormente diversificaron la producción y la extendieron a otros productos además del arroz puesto que, como comenta Panyakul, la diversificación de la producción es crucial para garantizar que los agricultores se vuelven menos vulnerables al cambio climático.  Además de la cooperativa, trabajan con una fundación, la Earth Net Foundation, en uno de cuyos proyectos sobre el cambio climático ha colaborado Oxfam.  

Al abordar con Panyakul el tema de en qué medida el trabajo que están haciendo ha influido en la vida de las personas particulares, en los campesinos, su respuesta es muy clara: Son menos vulnerables. Hoy en día, si el campo está totalmente inundado y el cultivo destruido, pueden conseguir algo de efectivo, pueden obtener ayuda. Por otra parte, explica, ha habido otro cambio importante respecto a la segunda generación. En Tailandia, los hijos de los campesinos no trabajan en el campo, los mandan a la escuela. Pero en nuestras granjas orgánicas algunos vuelven al pueblo para hacer agricultura. En uno de mis proyectos en el norte, en Chiang Mai, ahora tenemos 4 trabajadores, que son los hijos e hija del campesino con el que trabajo desde hace 25 años”.

Por eso Panyakul tiene grandes esperanzas en el futuro y se esfuerza con las generaciones más jóvenes: “Espero que en diez o veinte años se conviertan en los responsables de la agencia. Las anteriores generaciones tienen otra orientación, es muy difícil explicárselo y que cambien su manera de pensar”.

Tampoco duda cuando se le pregunta qué diría a las personas que acuden a nuestras tiendas de Oxfam Intermón a comprar sus productos: “Les diría en primer lugar que es un producto orgánico y que lo orgánico no sólo es bueno para la salud, sino que, con ese cultivo, nuestra generación es la que realmente cambiará el paisaje de todo el país. Antes teníamos agua excelente y ríos limpios, y ahora vemos polución por todas partes. Los consumidores que compran comida orgánica son manos que ayudan a esos campesinos”.

Compra en tiendasCompra online

Nuestras tiendas